Mister Traster Blog

Hecha un vistazo a nuestras últimas noticias sobre el sector

Guardar el vino en un trastero

Adquirir, almacenar, criar y finalmente degustar un buen vino en casa es un placer que, en los últimos años, se ha extendido ha un gran número de aficionados. Pero para poder disfrutar del proceso conviene saber cómo se conserva el vino en perfecto estado hasta el momento de consumirlo.

Antes de guardar el vino hemos de tener en cuenta tres aspectos muy importantes:

Es muy diferente un vino joven de uno elaborado. El primero tiene una vida de un par de años mientras que el segundo puede evolucionar muy bien a lo largo del tiempo.

Son más importantes las condiciones de almacenamiento que la estructura.

No hay fórmula infalible. El vino está vivo y cada vino tiene una vida particular y evolucionará a su modo.

El sitio

Lo ideal es una vinacoteca, pero la infraestructura es muy cara y existen otros lugares que muy bien pueden cumplir la función de la vinacoteca.

  • Trastero: Puede ser un lugar perfecto de almacenaje siempre que cumpla las condiciones mínimas que explicaremos más adelante.
  • Un rincón oscuro: Es una buena opción si no se dispone de trastero.

El mantenimiento ideal

  • Oscuridad: Hay que guardar las botellas lejos de la luz artificial, la luz solar y las lámparas fluorescentes.
  • Las botellas han de estar almacenadas en horizontal para que el corcho se mantenga húmedo y no deje pasar el aire, oxidando el vino.
  • Temperatura: ha de ser constante. Nunca debe pasar los 24ºC pues a partir de ahí el vino comienza a oxidarse. Lo ideal es de 12 a 15 grados. Pero en todo caso, la clave de la temperatura es la constancia ya que a mayor número de cambios, mayor será el envejecimiento prematuro.
  • No moverlo. Hay que tratar de no mover las botellas una vez colocadas, por lo tanto es necesario almacenarlos de manera que sea fácil acceder a ellos.
  • Humedad en torno al 70%. La alta humedad mantiene el corcho húmedo y evita la evaporación. Pero una humedad superior puede estimular el crecimiento de moho y hacer que las etiquetas se despeguen.
  • Aislamiento. El vino respira, por lo tanto no se debe guardar cerca de emisores de olores ya que podría llegar al vino.
  • Tiempo de guardado. Depende del vino necesitará un tiempo de guardado u otro para poder mejorar su sabor. Los tintos de crianza se pueden criar entre 2 y 10 años hasta su completa maduración. Los blancos jóvenes deben consumirse al año posterior a su cosecha y los que han pasado por madera pueden consumirse hasta 3 años después.

Un trastero puede convertirse en lugar ideal para almacenar  y criar vinos con una inversión muy baja, ya que parte de unas condiciones muy adecuadas de control de temperatura, luz, humedad etc. Ocurre al contrario que una cocina, que es el último sitio donde debería guardarse el vino ya que está sujeta a continuos cambios de temperatura y humedad.

En Mister Traster disponemos de trasteros en oferta para que puedas lanzarte al apasionante mundo del vino teniendo un lugar seguro donde comenzar.

En Mister Traster te lo ponemos fácil.

Dejar una Respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *